Con el selectivo firmemente ubicado sobre los 5.000 puntos, Falabella destacó por sus avances en patrimonio.

No logró destronar a marzo como el mes más estelar que ha tenido la bolsa en 2017, pero julio logró perfilarse como un mes de recuperación. Al cierre de ayer, el IPSA acumuló un alza de 6,69% en el séptimo mes del año, ubicándose cerca de su techo histórico al posicionarse en los 5.064,62 puntos. Con estos resultados, el selectivo logró recuperar las pérdidas acumuladas de junio.

Estos positivos resultados además hicieron a la rueda local destacar entre las plazas bursátiles del mundo. Medido en moneda local, el selectivo registró un alza de 8,67%, quedando como el segundo índice a nivel global, superado por el referente brasileño.

Estos resultados positivos también dejaron una huella en la capitalización bursátil del indicador: luego de ganar durante julio un total de US$14.842,2 millones, el patrimonio del índice alcanzó los US$189.800 millones. Con esto, acumula un alza de US$34.196,2 millones en lo que va del año.

El séptimo mes del año también trajo consigo una oleada de entusiasmo por parte de los inversionistas internacionales, según reflejan los flujos netos que se registraron. Durante el mes, entraron al iShares MSCI Chile ETF un total de US$28,46 millones, en contraste con las salidas netas que anotó el instrumento durante junio y mayo. Además, fue el mayor ingreso de capital al ETF de acciones nacionales desde marzo, cuando la cifra llegó a US$54,76 millones.

El efecto no se dio en toda la región a la par: el ETF MSCI de Perú y el de Colombia registraron flujos netos negativos, al igual que el vehículo de inversión que sigue al índice MSCI de América Latina.

Los pesos pesados del IPSA terminaron el mes pasado con un patrimonio bursátil más fortalecido, en particular Falabella. El gigante minorista, uno de los papeles con mayor ponderación dentro del índice, fue el que más creció en términos de capitalización de mercado, ganando en 31 días un total de US$2.628,2 millones.

Al alcanzar los US$22.649 millones, la empresa ligada a la familia Solari se mantiene como la mayor compañía por patrimonio bursátil. Le siguen Empresas Copec, que alcanzó los US$15.791 millones tras subir US$1.584 millones durante julio, y Banco de Chile, que subió US$1.531 millones hasta los US$14.223 millones.

A nivel de variaciones de precios, la nómina la lideró CAP, que subió un 28,86% en julio hasta los $6.839,7, en un mes marcado por una recuperación del precio del mineral de hierro, uno de sus principales productos.

Este fue el commodity que más subió durante julio, registrando una apreciación de 13,47% hasta los US$73,7 por tonelada métrica al cierre del mes.

Fuente: Pulso